Argi

Argi es un cachorrón de 8 meses que llegó a nosotras tras el aviso recibido por nuestra presidenta de haber sido visto en los alrededores de su casa. 

Como veis presentaba una herida muy fea en la cabeza que en un principio pensamos había sido producto de algún golpe. Tras llevarle al veterinario nos confirmaron que era un gran mordisco. El peque no tenía chip y aunque se localizó al dueño este no quiso hacerse responsable ni de él ni de la factura manifestándose molesto por el hecho de que le hubiésemos recogido para atenderle.

Desde el principio y, a pesar del dolor, se ha mostrado como un perrete amigable y simpático que tan solo busca jugar. Aún así tiene algo de miedo a salir a pasear y al contacto con las personas. Afortunadamente una de nuestras acogidas que es adiestradora le ha aceptado en su casa y está comenzando a trabajar con él.

Mientras tanto ya podéis ir empezando a preguntar por él para proporcionarle ese hogar donde le colme del amor y las caricias que tanto se merece.

Deja un comentario

Your email address will not be published.