Niko

Niko es de una camada de cinco pequeños que tenían apenas 15 días cuando llegaron a Zarpas. Una de las clínicas con las que trabajamos nos pidió ayuda porque les llegó una galguita a punto de dar a luz y la dueña, que la adoptó ya embarazada, no podía hacerse cargo de todos los bebés cuando nacieran.

Le pedimos de que los aguantase un poco tras el parto para que pudieran alimentarse de la mamá, pero la perrita se estaba quedando sin leche y comenzaba a tener problemas de infecciones en las mamas. Les encontramos nodrizas y todos los hermanos fueron adoptados, salvo Niko.

Han pasado más de dos años y el pequeño sigue buscando su final feliz ¿Se lo darás tu?

Deja un comentario

Your email address will not be published.