Havarti es un precioso gato blanco y gris que se encuentra en adopción. Tiene aproximadamente nueve meses y vivía en una colonia en un pueblo de Madrid. Algunos vecinos no estaban de acuerdo con la presencia de mininos en el lugar, por lo que decidieron empezar a envenenarlos. Una voluntaria tuvo que rescatar a Havarti junto con otros gatitos, salvándolos de una muerte segura.

¿Cuál es su carácter?

Ahora vive con Lidia de acogida, quien nos cuenta que de primeras es un gato tímido. Los dos primeros días, nos indica, tenía mucho miedo pero al ser tan bueno se dejaba acariciar hecho una pelotilla, y sin quejarse.  «El segundo día por la mañana ya ronroneaba y ponía la barbillita… Y por la tarde, ¡ya se restregaba en tus piernas!«. Le gustan mucho las caricias en la cabeza y el lomo… y a veces en la tripa. Cuando no quiere más mimos, Havarti cocea sin sacar las uñas, y si insistes acaba yéndose.

Aunque es un gato que sigue estando alerta en todo momento, se porta muy bien. Lidia nos explica que cuando tiene un ataque de mimos, los pide a todo ser vivo que pille cerca. Le gusta hacer la croqueta y restregarse con todo. Se lleva muy bien con otros felinos. Con las gatas de Lidia, Havarti ronronea, se deja limpiar… «Mi gata Khali es más independiente, pero Havarti persiste. A pesar de todo, ha conseguido algún que otro lametón de ella. También es el gato de acogida que más ha tolerado Khali. Para ella, ¡eso es mucho!», asegura.

También es un felino muy respetuoso, suele jugar con las gatas de Lidia de manera muy sana a perseguirse. Aunque a veces, nos cuenta, se va un poco de madre jajaja. Su juguete preferido son las cañas. Cuando escucha que vuelan, va donde estén. «Juega a cazarlas, pero también, si se las tiras, corre a por ellas y te las deja para que se las vuelvas a tirar. ¡Es muy divertido! También lo hace con las pelotas». Es un gato muy activo y muy muy juguetón, «¡tiene pilas duracell!, je je», bromea Lidia.

Havarti disfrutando de los juguetes.

En definitiva, Havarti es un gato joven, juguetón y muy dulce, tanto con las personas como con otros gatos. La familia ideal para Havarti sería con otros mininos ya que, como contábamos, disfruta mucho de su compañía.

¿Te has enamorado ya de Havarti? ¡No dudes en preguntar por él!
Havarti en adopción.

Deja un comentario

Your email address will not be published.