Matilda es una preciosa gata carey en adopción de 3 años que fue abandonada en la calle. Los primeros días, tras rescatarla, se mostraba tímida y algo asustada. Normal si tenemos en cuenta todo lo vivido y sufrido en su corta vida. En su casa de acogida ha vuelto a recuperar poco a poco la confianza en los humanos y se muestra cada día más animada. Además le encanta jugar y divertirse. Mira su vídeo y enamórate de ella. ¿Quieres conocerla?

Deja un comentario

Your email address will not be published.